Mil formas de demostrar el amor

Diario de una exploradora emocional: capítulo 15

Facebook me dice hoy que hace un año que somos amigos, que curiosa incerteza…

La amistad es la forma de Amor más bella que existe, lo creo firmemente. Incluso es la primera premisa necesaria en una relación de pareja. Eliges libremente quienes forman parte de tu vida y amarles sin medida ni juicio es un regalo que das y recibes.

Hay mil formas de demostrar el amor, pero ser consciente de ello es más complicado.

Entregarse a la vida significa aceptar quien eres, qué sientes y mostrarlo sin miedos, significa amarse plenamente aún con todo. La amistad implica cuidar del otro, también compartir y compartirse.

La amistad hay que empezarla por uno mismo. Si no serías tu propio amigo, no te amas lo suficiente para amar a nadie. No debes engañar a los demás con lo que muestras de ti.

La vida es demasiado bella para perder el tiempo y la energía con personas que no se aman y no saben amar. Tampoco hay que intentar enseñarles. Se darán siempre las posibilidades necesarias para que eso ocurra y escoger hacerlo es sólo una elección personal. Amarse implica cuidar de uno mismo, por tanto alejarse de lo que nos daña es nuestra obligación.

Me gusta apreciar los matices de la amistad, poder mostrarme con absoluta naturalidad ante los que amo sabiendo que sólo si Soy, sigo cuidando de mi.

Y sabiendo que garantizo lo mismo para los míos, que conmigo pueden ser, sin máscaras, y cuidaré de ellos.

Por ello, cuando Facebook habla de amistad, sólo puedo estar agradecida por saber apreciar estos valores y seguirme amando.

Patrícia Arner Gusart


 

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.